https://www.empezandopormi.com/ Saltar al contenido
Empezando Por Mi

Creación del SER humano

Creación del ser SER humano

Creación del ser SER humano

Creación del ser SER humano, La creación del primer ser humano, es decir, el primer hombre, fue decisión suprema del dios Mika, hijo de Michangel. Mika es el dios que dirige nuestro universo. Este dios local creó a todo nuestro universo, pero él no es el Dios Principal, tampoco Michangel. Ninguno de estos dioses es la Fuente Universal. 

Estos dos dioses son simplemente creadores y directores quienes rinden cuentas a la Fuente Universal, el verdadero dios de la existencia y de todos los universos. Se puede afirmar que estos dioses secundarios son los brazos de la Fuente Universal, unos supervisores de toda creación o destrucción. 

La Fuente Universal regaló los genes de los seres paradisíacos, es decir, regaló el ADN de los seres Elohim para poder contribuir con la creación de este primer hombre.

Creación del ser SER humano, Somos hijos de Dios

La Fuente Universal pensó que sería algo bueno darle a los humanos ADN Elohim, ya que creía firmemente que los humanos podrían evolucionar y volver a su presencia, es decir, la Fuente Universal creía firmemente que los seres humanos evolucionarían a seres Elohim. 

De esta manera ellos también pudieran crear universos, estrellas, y planetas. Pero al mismo tiempo, también soñaba que sus hijos humanos pudieran volver a su lado, porque nosotros los hombres somos parte de la Fuente Universal. 

Así que, querido lector, ámate a ti mismo porque en tu ser y tu cuerpo tienes partes de la Fuente Universal. Estas partes son llamadas fractales. En ti y en cada uno de los seres humanos que existimos en este mundo poseemos un fractal. Por este fractal es cómo la Fuente Universal aprende. 

Ésta entidad aprende gracias a ti y espera algún día crear contigo mundos, estrellas, vidas y universos. Tú serás un dios también. 

Pero lamentablemente nosotros hemos nacido programados mentalmente de una manera errada.  Ya que, muchos de nosotros pensamos que sólo somos un pedazo de carne y huesos, una vida que no tiene ningún propósito alguno. 

Creación del ser SER humano

Creación del ser SER humano

El daño que hacen las religiones

Las religiones nos hacen pensar y sentir que somos pecadores desde que nacemos. Esto es algo falso y erróneo. Lo que las religiones hacen al considerarnos pecadores es negarnos el derecho que tenemos de comunicarnos con la Fuente Universal. 

Las religiones nos niegan el derecho que tenemos de ascender a otros planos que son superiores al nuestro. Si queremos hablar con Dios, las religiones nos dicen que ellas son el medio para hacerlo. Las religiones nos dicen que no somos dignos de ver a Dios, y si queremos verlo, entonces tendremos que realizar ciertos rituales, como por ejemplo los siete sacramentos de los católicos. 

Sin estos rituales no podremos ser dignos para ir al paraíso y vivir ahí con Dios. La verdad es que tú eres un dios, eres hijo de la Fuente Universal. Eres hijo de un dios que ha creado, mediante otros seres espirituales, los universos. 

En tu sangre tienes su sangre que este dios creador de todo te ha regalado. Tú eres un dios poderoso aquí, y ahora. 

Somos exploradores en busca de la conexión con la fuente

Eres Dios en este mundo tridimensional. En este rango vibracional eres un explorador y buscador de la Fuente Universal. La nueva creación, este nuevo ser llamado ser humano, una nueva especie de mamífero que poseía en su sangre el ADN de los seres espirituales Elohim, creó mucha inquietud en todo el enorme universo. 

Los seres insectoides y los seres reptiles no poseían en su sangre ADN Elohim. Sin el ADN de los Elohim los seres reptiles y los seres insectoides no podrían evolucionar y convertirse en dioses Elohim, es decir, ambas razas no podrían ascender a dimensiones más elevadas como la onceava dimensión o la duodécima dimensión. 

Los seres reptiles y los seres insectoides no podrían alcanzar la evolución de un ser Elohim. Los seres reptiles adquirieron un éxito en su evolución. Esta raza de reptiles evolucionó y su fuerza era incomparable, además su resistencia para sobrevivir los hacía casi invencibles. Esta cualidad o desarrollado instinto de supervivencia convertía a los seres reptiles en depredadores naturales. 

Todas estas características que poseían estos seres reptiles los convertía en conquistadores de mundos con climas extremos y que exigían muchísima resistencia. Para cualquier otro ser o para cualquier otra raza les sería imposible sobrevivir y conquistar esta clase de mundos.

Creación del ser SER humano

Se sintieron traicionados

Aquella evolución de los reptiles para adaptarse fácilmente a esta clase de desafíos tenía desventajas: su instinto depredador y el conocimiento que ellos poseían sobre la existencia de aquel ser, de aquel ser humano que poseía una conexión directa con la Fuente Universal, hizo que estos seres reptiles se sintieran amenazados y traicionados por la Fuente Universal o por aquel dios Elohim que los creó. 

Los seres reptiles albergaron en sus espíritus sentimientos de odio, venganza y envidia. Sus mentes maquinaban muchas cosas negativas: hambre por el poder absoluto y esclavización de otras razas para que les sirvieran. En sus corazones el fuego de la venganza por esta traición de la Fuente Universal crecía y crecía a cada instante. 

En este momento, hace 7800 millones de años, empezó en nuestro universo lo que todos conocemos como “dualidad”. Muchos Elohim y sus hijos (los seres reptiles) iniciaron una rebelión contra la Fuente Universal. 

Para enfrentar esta rebelión se inició la creación de unas jerarquías espirituales, las cuales fueron apareciendo en el siguiente orden: Primero surgieron muchos maestros provenientes de la lejana estrella Mimosa, perteneciente a la Constelación de la Cruz del Sur; de la estrella Alfa Carinae Canopus, perteneciente a la Constelación de Carina; y de la estrella Sirio Alfa, perteneciente a la constelación del Can Mayor. 

Esta reunión de maestros de estas constelaciones crea lo que se conoce como Jerarquía Crística Kumara. Todos estos maestros habían logrado evolucionar a una vibración que se basaba en el amor transparente e incondicional. 

Los conocimientos de estos maestros sobre el amor transparente e incondicional serían distribuidos por todas las razas existentes de nuestro universo. Enseñarles a estas razas sobre el amor aceleraría su necesario aprendizaje en este camino, para ascender hacia el nivel de vibración al que ascendió el Jesús de la Biblia. 

Metratón

El principal líder de esta jerarquía de maestros era el poderoso arcángel llamado Metratón. Metratón lideraba y organizaba las reencarnaciones de todos los maestros de estas tres constelaciones en muchos avatares. 

Estos avatares fueron distribuidos en todos los planetas y enseñarían sus conocimientos sobre el amor a las diferentes razas de nuestro universo. Al esparcir a estos avatares por todo el universo, sería más fácil otorgar energías de amor y de firme equilibrio. Estas energías serían opuestas a los sentimientos de odio, venganza y envidia que poseían los seres reptiles, los seres insectoides y algunos rebeldes Elohim quienes se habían revelado contra la Fuente Universal. 

Luego de la jerarquía de maestros, apareció otra jerarquía conocida como Melquisedec. Cada miembro perteneciente a esta jerarquía se haría cargo de un planeta, brindándole a sus habitantes conocimientos e instrucciones en aspectos tecnológicos, espirituales y sociales. 

También instruirían a los habitantes de estos planetas la importancia de sus elecciones, y procedencias de las almas en las que estos encarnarían en estos planetas. Aparecieron otras jerarquías inferiores a la de Melquisedec, las cuales ayudaban a ésta con el desarrollo evolutivo y genético de las miles de razas que existían.

Creación del ser SER humano

Los Annunakis

Esta jerarquía era conocida como los Maestros de la Genética. El último grupo de jerarquías eran también genetistas, se relacionaban directamente con las civilizaciones que existían en todos los planetas. En esta jerarquía de genetistas se encontraban los Anunnaki, quienes en algún momento vinieron a la Tierra, vivieron y trabajaron aquí, pero por razones que ya veremos en los próximos artículos se dejaron atraer por la energía de los arcontes. La energía de los arcontes es una energía anticrística. 

Los anunnaki se dejaron atrapar por la energía anticrística de los arcontes y sus vibraciones se volvieron negativas. De esta forma, los seres reptiles comenzaron a matar a la raza de los hombres. También los secuestraron para poder estudiarlos y hacer toda clase de perversiones. Pero la razón principal por la que mataban o secuestraban a los humanos era para robarles sus genes Elohim, es decir, los seres reptiles querían robar el ADN Elohim que había en los hombres.

El odio por parte de los reptilianos

Los seres reptiles hacían esto para poder igualar el poder de la Fuente Universal y para vencerla. Estos seres reptiles o seres reptilianos no poseen maldad o bondad, lo que sucede es que en su genética no existe el amor que posee la Fuente Universal. Ellos no poseen ningún sentimiento, y es por esto que sus actos son fríos y muchos de estos actos también los hace ser calculadores. 

Los seres reptiles actúan sin sentimientos de amor, porque sus instintos sólo sirven para la dominación y para la supervivencia. Ellos creen que por ser la raza más antigua de todas las razas merecen estar en el primer lugar, ellos creen que merecen estar por encima de todas las demás razas del universo. Si ellos se encontraban con una raza que se revelaba contra ellos, simplemente organizaban su exterminio o la esclavizaban. Es así cómo los seres reptiles empezaron la devastación de la raza humana, y también empezaron sus experimentos de genética sin ningún tipo de moral ni compasión. 

En estos experimentos con humanos los reptilianos crearon muchas monstruosidades. Uno de estos experimentos dio como resultado la creación de los grises o grey aliens. Los grises o grey aliens pertenecían a una raza de seres humanos proveniente del sistema estelar binario Zeta Reticuli, de la Constelación de Reticulum. Esta raza de humanos fue esclavizada tras finalizar las guerras de Orión. 

 

Creación del ser SER humano

Lo que estas razas reptiles le hicieron a esta raza de seres humanos fue algo realmente horrible: mataron a todas las hembras y dejaron a algunos machos de esta especie y alteraron su código genético. La alteración de los genes de los grises permitió a los seres reptiles manipularlos más fácilmente. 

Los grises son sólo sirvientes y esclavos de los seres reptiles, son ellos quienes aducen, secuestran y realizan muchos experimentos con el ADN de los seres humanos. Pero estos seres grises están malditos genéticamente, ellos envejecen rápido, ya que así los crearon los seres reptiles. 

Todos los clones que crean los grises de sí mismos son defectuosos, es por esto que ellos intentan crear seres híbridos mezclando su ADN con el ADN de los humanos, pero los resultados que han obtenido hasta el momento es el mismo que sus clones. 

Para poder experimentar con humanos y crear híbridos, los grises insertan su esperma en las mujeres humanas, y en unos cuatro meses retiran los fetos de sus vientres, para acabar con el proceso de gestación en tanques con líquido que simulaban al útero de las mujeres humanas. Su raza está al borde de la extinción, ellos ya lo saben a la perfección.

Te brindamos un presente, de nuestros colaboradores de Empezando por mi y Meditación Guiada

Forma parte de nuestra comunidad en instagram

Impactos: 93

Índice
    Empezando Por Mi
    Creación del SER humano
    Autoestima Y Amor Propio
    Creación del SER humano
    Description
    Creación del ser SER humano
    Liliana Rey
    Coach Espiritual
    Empezando Por Mi
    5